Todo cambia, para que nada cambie